Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Urbanismo
Así será la nueva terminal de pasajeros del aeropuerto de Málaga

19/01/2010.

Si a principios de 2006 le tocó el turno a la T4 de Barajas y en verano de 2009 a la T1 de El Prat de Barcelona, en unos meses será la nueva terminal de pasajeros del aeropuerto de Málaga, denominada T3, la que entrará en funcionamiento

Recreación de la nueva zona de embarque del aeropuerto. | Aena

Recreación de la nueva zona de embarque del aeropuerto. | Aena

Este enorme edificio, proyectado por el arquitecto Bruce S. Fairbanks y cubierto por 117 cúpulas de forma piramidal que se ven desde las afueras del aeropuerto, ya está siendo puesto a prueba: de momento con 4.000 maletas traídas desde Barcelona, donde sirvieron para probar el sistema de facturación de la T1, y en unas semanas con figurantes, quienes interpretarán el papel de pasajeros que llegan y que se marchan para comprobar que todo funciona como debe.

El intercambiador.

El intercambiador.

Se comprabará así que las señales son claras para guiar a los viajeros, que los controles de seguridad son lo suficientemente ágiles o que las maletas llegan en un tiempo prudencial al pasajero. La idea es que esta nueva terminal pueda estar preparada para entrar en funcionamiento antes del inicio de la próxima Semana Santa, que comenzará el 28 de marzo.

Más de 16.000 personas se han inscrito para optar a ser uno de los 3.000 figurantes que, por unos 40 euros diarios, sean los primeros en probar esta nueva terminal de pasajeros, finalmente bautizada como T3 a imagen y semejanza de lo que se ha hecho en el resto de grandes aeropuertos españoles con las instalaciones que se han inaugurado en los últimos años.

Esta terminal tiene 250.000 metros cuadrados y está dividido en tres partes: el edificio procesador, el dique de embarque y el intercambiador de tranportes.

El dique de embarque.

El dique de embarque.

El edificio procesador tiene forma de »L» y 225 metros de fachada en el lado de tierra. Las plantas principales están destinadas a ser el vestíbulo de facturación de casi 20.000 metros cuadrados.que permiten volar y procesar las maletas. En el nivel de salidas habrá una gran zona de control de seguridad centralizado que da paso a una plaza comercial por la que pasearán los viajeros antes de llegar a los diques de embarque. En unos 18.000 metros cuadrados se distribuirán 24 tiendas de primeras marcas y 21 puntos de restauración.

Allí habrá 86 mostradores para recoger las tarjetas

En esta zona estarán presentes marcas tan prestigiosas como National Geography, que abrirá su primera tienda en un aeropuerto en todo el mundo, mientras que Ferrari, tendrá su segunda tienda en un aeródromo nacional. En cuanto a la restauración, habrá opciones para todos los gustos: desde la comida rápida de Burger King o Pizza Hut hasta La Moraga Airport, la nueva creación del restaurador malagueño Dani García que mezcla la cocina tradicional con las innovaciones de este chef galardonado con la estrella Michelin.

Gran plaza de la T3.

Gran plaza de la T3.

El dique de embarque al que se accede desde esta zona comercial tiene una anchura de 34 metros y unos 240 metros de largo. Sus 20 puertas de embarque permiten el acceso a las aeronaves.

La última novedad es el intercambiador de transportes. Desde el nivel de llegadas se accede a una gran plaza instalada sobre la estación de autobuses y la zona de llegadas de la nueva terminal. En el nivel de salidas, el intercambiador está conectado con la nueva terminal mediante pasarelas que, además, enlazan con los apacarcamientos.

Desde la T3 el pasajero podrá conectar en un futuro con la estación de ferrocarril de Cercanías o con la estación de autobuses. También en fase de construcción se hallan dos nuevos accesos exclusivos por carretera hacia el aeropuerto: uno por el norte, que llegará desde la nueva ronda de circunvalación oeste, y otro por el sur, desde la autovía del Mediterráneo. Las previsiones de Aena son que puedan funcionar a finales de este año. Un año más tarde, a finales de 2011, empezará a operar la segunda pista, ahora en construcción, con la que se tendrá un rendimiento máximo de 74 operaciones a la hora.

Con todas estas mejoras, y después de una inversión de 1.400 millones de euros que hará que su superficie se amplíe de los 135.000 metros cuadrados a 385.000, el aeropuerto tendrá capacidad para atender a 30 millones de pasajeros al año. Sin embargo, y como consecuencia de la crisis, esta instalación ha cerrado 2009 con sólo 11,6 millones de viajeros, un 9,3% menos que en 2008, año en el que también experimentó descensos.

A pesar de estos descensos hay noticias que apuntan al optimismo: Ryanair ya ha anunciado que, coincidiendo con la puesta en marcha de la T3, pondrá en marcha 19 nuevas rutas aéreas desde Málaga

Leonor Cabrera |Diario El Mundo

2392686 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO