Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
E L G A S T O P Ú B L I C O

28/05/2012.

El gasto público es un despilfarro ¡qué carajo! insoportable, como para que no salgan las cuentas, se ponga como se ponga el gasto público, se minimice al máximo el esfuerzo público como para que salgan réditos privados, de ninguna de las maneras, cuando se trata de gastar a fondo perdido para el personal del común, ¡espabilados! que quieren «ochos y nueves» los paganos del ¡gratis total! aunque sea para los muertos de hambre que no tienen donde caerse muertos Autor: Antonio García Gómez

Y claro así no hay manera de enderezar el rumbo ¡ a que si!  en el pozo sin fondo que es el gasto público, como para gastarlo en negocios que no son negocios, como si fuera rentable gastar en el personal necesitado, ahora que ya se piensa en términos de empresa cuando se vaya a hablar de escuela, de asistencia sanitaria, de infraestructuras. . . por ejemplo, aunque la gran sangría a taponar sin complejos puede y debe ser, ¡qué demonios! el Bankia ese de los listos del invento, economistas y próceres de pedigrí asegurado, por 23.000 millones de nada, para reflotar el desaguisado de los desahogados que no pagarán ni una “chiguita” de su caradura incompetente y falaz, ¡a resguardo! los Rato y compañía, guardados por los suyos como si nada, como si aquí hubiera llovido solo para los tontos muertos de hambre, enviciados para engordar la burbuja que ahora es la gran coartada para volver a dejar en cueros a los parias de siempre,  mientras el Dívar gasta miserias en sus fines de semana de trabajo-ocio, mientras los médicos almerienses de las enfermedades infecciosas que pueden quedar incontroladas cuando los ilegales no tengan derecho a una asistencia sanitaria regular, ¡son ganas de fastidiar!, con lo que más da veinte que cuarenta   en una clase, en un colegio público, que son ganas de tirar dinero a lo tonto, con lo que cuesta un finiquito a un sinvergüenza con corbata y terno fosforito de diseño exclusivo, como para que se nos vayan los dineros en el gasto público que solo podrá beneficiar a los míseros y desagradecidos que tuvieron todas las de ganar y se empeñaron en desaprovechar las contadas oportunidades que se les ofrecían, a cara de perro, por una excelencia en el machito y una prole improductiva en el vertedero del olvido.

                          En tanto damos vueltas a los dimes y diretes de la homosexualidad buena o mala, y los silbidos a los símbolos patrios, ocurrencia para joder y despistar, ¡qué añagazas más bien traídas y llevadas! para tener entretenido al paisanaje, que no sabe por dónde le vienen las tortas ahora, como que si, como que no, que hay que hacerse cargo del agujero negro, negrísimo de 23.000 millones para no se qué de reflotar Bankia y los golfos que diseñaron el latrocinio reconvertido chapuza de alto rango.
                          Para olvidarnos del gasto público y financiar las ínfulas privadas, que ya es hora de mostrar el verdadero rostro de los guardianes de lo suyo.
                                                           Torre del Mar 26 – mayo – 2.012

2597908 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO