Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
ROSTRO HUMANO

22/01/2014.

El tribunal constitucional suspende la ley antidesahucio dictada por la Junta de Andalucía que regularizaba y permitía la prórroga de, al menos tres años, para los afectados y víctimas de un desahucio inminente que les permita continuar en su vivienda hipotecada. Texto. ANTONI GARCIA GOMEZ

A instancias de un recurso impugnatorio del gobierno central, el Tribunal Constitucional se lo tomará con calma y fallará lo que considere en y a su tiempo, claro que para entonces, de seis meses en adelante, numerosos desahucios se harán tristemente realidad, a pesar de todas las recomendaciones y muestras de buena fe que hagan más hipócrita y culpable la actitud de los prebostes obsesionados en mentirnos, astutos, predicando la huera y farisaica transparencia, y que se manejan muy bien entre papeles, normas y protocolos, incluso arrimando el ascua a su fogatita, sobretodo, bien alimentada por los poderes financieros, para que se nos olvide rápidamente y demos por amortizado “el rostro humano” del atropello más intolerable e inhumano, en la tierra de “Santa María” . . . aquella que, por cierto, no osó dar la victoria absoluta al partido en el poder, ¡carambolas de la vida pública!

            En aras del sistema que no puede fallar ni equivocarse, siempre en la misma dirección y a favor de los mismos, para que nada quede a la intemperie y la deuda salvaje siga horadando en el hundimiento real y personal de cientos de miles, de rostros humanos que habrán de buscarse la vida de muy mala manera y con todas las de perder, . . .mientras el Tribunal Constitucional, el mismo que nos asegurará ¿ las garantías ciudadanas y constitucionales? y que nadie se cree, perdida la credibilidad,  mientras se tome nada urgentemente el asunto de los . . . desahuciados, que ¡ allá ellos!, por supuesto.

            Reguero de muertes por género, cinco mujeres asesinadas en lo que va de año, seis seres humanos, seis mujeres, ¿infradotadas para decidir por sí solas, por ejemplo? y miles de rostros humanos espantados en la intimidad de sus vidas privadas, paralizados, horrorizados por el maltrato diario, silencioso, acechante y letal, sin que llegue a mucho más allá de una fría y olvidada estadística que, de vez en cuando, llama a nuestras conciencias, con la imagen retratada de un reguero espeso y viscoso de la sangre derramada, mientras el miedo y la culpa inducida va surcando arrugas en el rostro de demasiadas mujeres, sin que, después de todo, sepamos o queramos enfrentarnos a esa lacra y a los maltratadores que disimulan y pasan desapercibidos, porque tampoco es un delito denigrar la naturaleza y la personalidad humana . . .de la mujer.

            Porque todo es demasiado feble, exageradamente frágil, injustamente anclado en el machismo rampante que nadie quiere confesar.

            Mientras el rostro humano se convierte en máscara de pena y desamparo infinitos.

            Mientras las tragedias hieren y matan a diario sobrevolando las noticias que parecen incólumes, frías y desapasionadas, porque, al cabo, se ocultan los rostros tras las lágrimas y la fiereza de seguir sobreviviendo, como sea, a la intemperie, en el pánico cotidiano, en el abandono a su suerte, ¡malditos quienes razonan tanto que legislan sin atender a los rostros de la penuria y la injusticia!

            Porque a la postre las casualidades no son azarosas, cuando, por ejemplo, el expediente sobre el indulto a Baltasar Garzón “se ha perdido” durante año y medio y aún se empeñan en el trágala del Estado de Derecho, con su ley adjunta de Seguridad que habrá de defender aislando a los “ejemplares dirigentes” de sus “potenciales enemigos”, tan peligrosos, tan pedestres, tirando de “violencia intolerable”, tan poquita cosa en su precariedad insoportable . . .frente a la violencia sorda y muda de los poderosos contra el pueblo que sucumbe al desahucio diario de sus derechos . . . perdidos a lo largo de una calle de barrio, despanzurrada,  por ejem0plo, en Gamonal, frente a los intereses insaciables de los codiciosos que mandan y gobiernan, ¡sin duda!

            Torre del Mar 21 – enero – 2.014

2431914 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO