Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
L E S A I N H U M A N I D A D

17/01/2015.

Carmen López: «Anciana y enferma de hepatitis C : No me quiero morir. Quiero ver nacer a mi nieto. Quiero mis pastillas». Texto: ANTONIO GARCÍA GÓMEZ

El ministro Alonso “es un buen ministro”. Efectivamente, su perfil era el idóneo, sin duda. Tiene labia. No se arruga. No pierde la calma y sabe convocar comisión de expertos, plantear comisión de planes integrales y acordarse sin perder la calma ni la sonrisa que las elecciones están a la vuelta de Semana Santa. . .Y por eso fue elegido y nombrado ¿o no?

                                   Aguanta la presión y sabe extender cierta “sospecha” sobre la plataforma de enfermos de la hepatitis C. . . porque aduce, plantea, hace sobrevolar. .  .¿cierta intención politizada?, . . . como si no fueran a ser enfermos de verdad.

                                   Y el remedio está al alcance “inalcanzable” de los enfermos. Y la desesperación aumenta y las lágrimas se vierten. .  .y ¿seguimos callados?, ¿acochinados, acobardados’, ¿creyéndonos que tal vez sabremos solucionar “nuestro problema”, cuando nos afecte?. . .hasta el punto de convertirnos también en ¡cómplices del señor ministro y sus secuaces!

                                   ¿Nos mereceremos, al cabo, al ministro de Sanidad, el señor Alonso?.

                                   Y es que siguen dando largas al problema acuciante, mientras la enfermedad avanza y los casos más graves . . .también se siguen agravando peligrosamente, mientras se acerca la muerte, mientras la medicación que podría curarles hasta un 95% de éxito está tan cerca y tan lejos. A expensas de ¿“la buena dirección política del señor ministro Alonso”?

                                   Entretanto la deuda pública avanza hasta “el billón de euros”, con la deflación que avanza hasta un desvío de haber no ingresado 15.000 millones no recaudados porque la economía no ha avanzado, a pesar de los cantos de sirena, triunfalistas, del ministro Guindos y la ministra Fátima Báñez, mientras el señor Alonso, ministro puesto ad hoc, de la cosa sanitaria, aguantando el tirón con insensible inhumanidad para con los enfermos de hepatitis C, como si fueran peligrosos piqueteros. . .

                                   ¿Y la ciudadanía?, ¿sujeta a la arbitrariedad de un gobierno parapetado tras la voz de sus amos?.

                                   Mientras la enferma grave de hepatitis C Carmen López solo pide “su medicamento” que podría salvarla, mientras su desesperación crece junto a la angustia y la impotencia.

                                   Mientras el ministro Alonso sabe perfectamente moverse en el naufragio inevitable, mientras algunos ya sonríen porque van enriqueciéndose  obscenamente sobre el desastre disimulado.

                                   Mientras en Europa, en España, en Grecia, . . . el hambre, la pobreza, la dependencia ya es un problema de “lesa inhumanidad”.

                                   Y entretanto el problema del desempleo en España y concretamente el paro que afecta y hunde a la juventud española es insostenible: dixit Bruselas.

                                   Y ¡cómo no!, supieron elegir al ministro nuevo de Sanidad. . . los gobernantes que nos asolan desde su poder. . . ¿político?.

                                   Torre del Mar   enero – 2.015

2605212 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO