Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
¡Q U É S A B E U N O!

02/11/2015.

Sobre el abecé que nos abruma y esquilma hasta más allá de lo insoportable en el día a día. Resulta que cuando yo ingreso 100 euros en el Banco tengo un «activo» de 100 euros, ¡muy bien!, al que puedo recurrir cuando lo desee y, a la vez, también tendré un «pasivo» , exactamente de 100 euros, cantidad que «debo» a mí mismo, porque en realidad el Banco no pone ni un céntimo, soy yo el que pretendo que me guarden el dinero, y soy yo mismo quien ha de hacerse cargo de esos 100 euros cuando yo vaya a reclamarlos a mi Banco Texto: ANTONIO GARCÍA GÓMEZ

Que por cierto me “da” una ridiculez por dejarle “usar” mi dinero, sin tocarlo, y exige un “sustancioso interés” cuando el Banco “presta” a quien pide 100 euros.

                                                            De tal modo que sin que el dinero haya aumentado, es verdad que la “virtualidad” se ha podido multiplicar cuantas veces haya decidido el Banco otorgar a muy considerable el puro interés por ese ¿favor regalo? que nos facilita la entidad bancaria. Cuando resulta que solo se ha dispuesto de los 100 euros originales, y cuando resulta que solo está recaudando dinero de “sus clientes” el Banco.    

                                                            Con una particularidad añadida.

                                                            Que mientras los peticionarios de esos préstamos pueden seguir devolviendo su deuda incrementada. .  . “todo va de maravilla”. Y que cuando falla la cadena “rentable” entonces se hunde el paria, el pobre, el ciudadano de a pie, al que no se le condona su deuda de ninguna de las maneras y se acude . . . desde las altas instancias del poder en socorro del Banco para que siga ¿prestando sus servicios”, . . .por cierto sin responsabilidad alguna.

                                                            Y después del descaro y la desfachatez, vienen los políticos instalados, líderes de sus superestructuras políticas, para decirnos que “todo está inventado” y que la docilidad será la mejor respuesta a la desesperación que subyace bajo la pérdida de poder adquisitivo, por mucho que desmientan la realidad cotidiana.

                                                            Hasta que logren demonizar cuanto de nuevo pueda traer la lucha por acabar con esta explotación concienzuda del poder y sus compinches sobre la ciudadanía sometida, como para que se atrevan a declarar aquello de que “¡o con ellos o con el caos!”.

                                                            Y la tragedia es que el seguidismo de los explotados les asegura su permanencia en los resortes efectivos del poder, ese poder que no cesa de exigirnos . .. lo que no tenemos, lo que no llega a mediados de mes, cuando resulta que andamos endeudados hasta la desesperada situación de quien no encuentra salida a su nada que debe . . . “devolver” incrementada por la exigencia exasperante de nuestras instituciones públicas, económicas y políticas.

                                                            Y entretanto lo único que es real y verdadero es que ¡yo sí que puse los 100 euros contantes y sonantes!

                                                            Y por eso volverán a obtener “la confianza” de la ciudadanía las formaciones políticas que solo han sabido defraudarla. ¡Qué sabe uno!.

 

                                                            Torre del Mar    octubre – 2.015

2567476 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO