Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
E N L A P O M A D A
Terrorismo: Es la propagación del terror.

27/11/2015.

Cuando el miedo va erigiéndose hasta el espasmo, como un gran ogro que todo lo puede, invisible y vigilante hasta lograr «la victoria" que persiguen los terroristas. Texto. ANTONIO GARCÍA GÓMEZ

Cuando Francia  ha aprobado normativas nuevas, correcciones a la ley vigente, como decía hoy nuestro ministro de Interior  “A más seguridad más libertad”, ¿?. Y así pues las libertades crecerán o se restringirán, cada quién tendrá su opinión, frente a la seguridad que se busca desesperadamente.

                                                           Como para que ya se admita que el ejército participe en el interior del país galo, en el país de las libertades.

                                                           Como para que se admitan incomunicaciones sospechosas, intervenciones en tuits, blogs . . .  sin mandato judicial.

                                                           Mientras se alargará el estado de excepción . . . temporalmente.

                                                           Paralelamente el negocio de la guerra se avecina, la venta de armamentos crece y crecerá aún más, quintuplicándose su cotización, vertiginosamente: ¡Negocio redondo!.

                                                           Y nadie habla de las causas del problema y nadie habla del día siguiente . . . al de la victoria. “La solución a las bombas es bombardear”. EL ROTO.

                                                           Porque paralelamente también es muy curioso que una droga estimulante, anfetaminas más cafeína, aditiva, tal como el CAPTAGÓN y que es consumida a “paladas” por los bárbaros criminales, de una manera pues exageradísima, hasta las 11 toneladas el pasado año en Siria. Este negocio mueve 6.000 millones de euros al año.

                                                           Se han decidido bombardeos sobre el terreno. ¿Han sido efectivos?. ¿Han acabado con células terroristas?. ¿Han muerto civiles también en el origen del infierno?. . .  

                                                           Naturalmente que ante la agresión terrorista la respuesta es necesaria, imprescindible, contundente, buscando una reacción inteligente, lógica y legal . . . aunque aún se echen en falta que no haya habido ningún objetivo político en este enfrentamiento al que, por cierto, han corrido a llamarlo ¿guerra?, dándole la altura de confrontador al estado de ISIS, un Estado, por cierto, no reconocido. . .

                                                           Y sin embargo y a la vez hay que entender lo siguiente, ante el crecimiento de los autoritarismos de los gobiernos, muy atentos al “discurso de la seguridad” en detrimento de ¿los derechos más fundamentales?, . . . pues no estamos tan seguros.

                                                           Ana Salinas, asesora del Codextes afirma: “La venta de armas nos salva de la crisis”, criticando la hipocresía de los gobiernos occidentales que han alimentado el yihadismo con su pasividad en la guerra de Siria.

                                                           La letra de “la Marsellesa” cantada muchas veces en los últimos días dice:

                                                           “A las armas ciudadanos que una sangre impura empape nuestros surcos”.

                                                           Ayer comentaba García Albiol, principal representante del PP en Cataluña, que el “multiculturalismo es el problema, el gran enemigo de Europa”. ¡qué peligro y qué barbaridad!, ¡qué placer si esta gente pudieran uniformarnos a todos!.

                                                           Son momentos difíciles, seguro, el coste en libertad es indudable y queda un terreno abonado para la confrontación religiosa y social. también la económica que es el último fin de todo este que nos asola.

                                                           Y mientras se bombardea sin saber muy bien qué y a quienes . . . el electoralismo también urge y funciona.

                                                           Curiosamente ante la denuncia de Putin sobre que numerosos países desarrollados están financiando el islamismo radical . .  . y que se sabe quienes son . . . ha pasado, está pasando de puntillas.

                                                           Por ello hay que rechazar las soluciones posmodernas, de un militarismo binario, que tan bien manejan los yihadistas, y volver a las causas estructurales que hacen posible la continua mutación de la hidra: la inexistencia de un horizonte de futuro libre, igual y fraterno a ambas orillas del Mediterráneo .

                                                           Y tras todos los estudios, comentarios, razonamientos, reacciones . . . a uno le sigue surgiendo la idea de que nuestros líderes están en “la pomada” sobre los intereses de un “continuará” impredecible y que nadie quiere contar. . .

 

                                                           Torre del Mar    noviembre – 2.015

2520911 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO