Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
EL SER HUMANO ¿LO PUEDE TODO?

19/03/2016.

«Va a ser que no», como se dice ahora. Los campos destinados al cultivo de la fresa en Huelva producen más de 300.000 toneladas lo que supone un «buen negocio». Aunque se va contrastando que el coto de Doñana se está desecando. Resulta que cada una de esas 300.000 toneladas de fresas se lleva una porción de agua que no regresa a Huelva Texto. ANTONIO GARCÍA GÓMEZ

Y no es ninguna tontería: los acuíferos se han secado, los riachuelos, las lagunas se han desecado, se plantea un problema gordo de sostenibilidad para un territorio español que, literalmente, se está “muriendo de sed”, con unas consecuencias medioambientales, graves e impredecibles, o no tanto si resulta que no se acaban de creer esas perniciosas consecuencias.

Curiosamente, en terrenos de La Axarquía malagueña, se está produciendo actualmente una pulsión muy generalizada para plantar nuevos cultivos de supuesta gran rentabilidad. Especialmente me refiero al cultivo del mango. Todo será bueno si esta postura para sacar otros rendimientos a la tierra, distintos a los tradicionales, se hiciesen con razonable prudencia y previsión sostenible. Pero uno lo duda cuando ve el desmonte acelerado de laderas, la plantación exhaustiva de estos nuevos cultivos, no estando muy seguro de si se han calculado las consecuencias en cuanto a esa “erosión artificial y acelerada”, a esa “perentoria necesidad de agua para regar los nuevos cultivos”, precisamente en un entorno donde el agua no abunda en exceso, y a ese nuevo y rapidísimo cambio en el paisaje, en el panorama, con desconocidas e impredecibles nuevas especies animales, vegetales, parásitos y plagas que acompañan sin duda estas novísimas plantaciones.

Y siempre será tarde si antes no se ha trabajado en la previsión de las posibles consecuencias, cuando solo importa en rendimiento monetario inmediato.

Y es que el ser humano arrasa con todo y siempre cree que nada ni nadie va a pasarle factura.

En otro orden, el otro día estuve leyendo que la ciudad con menor renta per cápita de España era Torrevieja. Fuera verdad o mentira la noticia de retrotrajo a la época en que “se regalaban”, en programas concurso emitidos por la TVE, apartamentos en Torrevieja, una ciudad bella sin duda,turística y aparentemente floreciente.

Por las razones que hayan sido, el caso es que los días de esplendor pasaron y hoy parece que el ocaso planea sombríamente sobre la ciudad de los apartamentos que “se regalaban”.

Sin embargo desarrollando esta realidad, el reportaje explicitaba dos aspectos que me impactaron. En primer lugar se detallaba la circunstancia que constataba el hecho de que, prácticamente, a lo largo del año, más del sesenta por ciento de los apartamentos construidos y habitados en otro tiempo estaban vacíos, como la expresión rotunda del fracaso de una época perdida.

Y por otra parte que en los últimos años venían apareciendo de entre 25 a 60 personas fallecidas sin que nadie, ni familiares, ni amigos, las reclamara.

Noticia que espeluzna y nos va avisando, ¿tal vez?, del futuro que aguarda a demasiadas personas, en esta sociedad donde la insolidaridad y la soledad se dan la mano, aunque nos dejemos acompañar en exceso con la “compañía que aparentan ofrecernos las pantallitas de última tecnología”.

Torre del Mar marzo – 2.016

2429813 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO