Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
E S P A Ñ O L I S M O

28/10/2016.

Españolidad, españoleando, banderola rojigualda al viento, pancarta alusiva, bicoloridad en el rostro, voz enardecida, patriotera, ¡soy español, español, español!. . . satisfechas las ansias y el orgullo patrios hasta la náusea o la afonía, "dándolo todo" por la victoria que nos hará ¿más felices?, ¡sin duda!, en nombre de la españolidad insobornable. Texto: ANTONIO GARCÍA GÓMEZ

Últimamente he venido escuchando que el Real Madrid, equipo español por antonomasia, juega con un solo jugador español, valga la redundancia, y que cuando no es así puede llegar a integrar a dos, tres y hasta cuatro españoles en las alineaciones, españolismo puro y acendrado, patrioterismo barato vociferando al equipo de los fervores propios, muy español y mucho español, porque no decaiga el tufillo a español con "ñ" encorajinada de embates y embestidas muy irracionales, si hace falta.

Y así se va haciendo historia en las vitrinas de tanto equipo ¡español, español, español!, con esa mentalidad épica tan enraizada en los ancestros que buscan la gloria en la españolidad bizarra de los gladiadores alquilados y pagados a precio de oro y diamantes, en línea con la tradición de nuestro héroe mercenario y legendario, El Mío Cid, mesetario y pesetero, pasando por los iconos más despampanantes de la picaresca patria que rapiña y guarda sus tesoros en Suiza, mientras se asegura, jura y perjura, que nada es lo que sabe todo el mundo.

Y no hay factura que pagar ni pero que oponer, con la españolidad intocable e inmaculada puesta en almoneda, siquiera por una victoria pírrica o aplastante, qué más da si las glorias españolísimas siguen radiadas y televisadas para mayor honor y gloria de tanto mindundi necesitado de reconocimiento patrio.

Con los colores del equipo de cada quisqui, envueltos en la bandera de nuestra patria, salgan quienes salgan al circo del césped dorado a perpetrar la victoria que haga muy felices a los "españoles y muchos españoles" que tanto presumen de inigualable, incorrupta e insobornable españolidad.

¡Y qué vivan los millonarios muchachos que meten goles por nosotros, sean españoles o no!, en nombre de nuestra muy amada: ¡España, España, España!, ¡Ala Madrid, Ala Madrid, Ala Madrid!

 

Torre del Mar octubre – 2.016

2521776 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO