Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Opinión
G L O R I A F U E R T E S

02/03/2017.

Ella desmontaba valores instituidos para abordar valores universales reales». «No quiero ser maestra de nada, me conformaría con ser lección de algo». Gloria Fuertes Este año se celebrará su centenario. ¿O seguirá en el olvido? . . .Llegó a ser un referente de la literatura infantil en el s. XX. Sin embargo Gloria Fuertes fue algo más, fue una escritora, una poetisa magnífica, una mujer de personalidad compleja, testigo irreverente, tan amable rotunda, entre castiza y coloquial, de una sociedad pacata y cerril, una mujer, una literata que se merece nuestro recuerdo y reconocimiento, una creadora sin complejos, «que usaba la rima con ironía». Texto. ANTOONIO GARCÍA GÓMEZ

“Soy alta; en la guerra llegué a pesar cuarenta kilos. He estado al borde de la tuberculosis, al borde de la cárcel, al borde del arte, al borde del suicidio, al borde de la misericordia, al borde de la envidia, al borde de la fama, al borde del amor, al borde de la playa, y, poco a poco, me fue dando sueño, y aquí estoy durmiendo al borde, al borde de despertar”.

“Gloria Fuertes nació en una familia humilde y republicana de Lavapiés, su hermano pequeño y compañero de juegos murió en un bombardeo y su madre solía castigarla si la descubría leyendo o escribiendo”. . .

Gloria que se hacía tanto querer, cuando se mostraba tan cerca de quienes la escuchábamos, con quien disfrutábamos, mientras se acercaba a los niños con sus versos que sabían tanto de sus destinatarios.

“La marginalidad y el dolor formaban parte de su piel, pero ella, luminosa siempre, decidió sonreírle a la vida”.

Gloria Fuertes, desde su categoría de escritora de adultos, volcada en la poesía infantil, desde su voz propia, desde su casticismo fraternal.

“Contenta, se paseaba por la España de la posguerra en bicicleta, pantalón y corbata fascinando por su descaro a sus compañeros de las grutas del postismo, movimiento que promovía el “culto al disparate”.

Vanguardista, desde su encanto innato, sin echar excusas al miedo a perder la compostura, el clasicismo prisionero de las formas.

“Francisco Nieva la definió así: Era una mujer nueva, que se enfrentaba con ternura a los hombres, tan brutos ellos, no era una maestrita repipi, era un compañero perteneciente a un tercer sexo divino que rompía con todo en aquella España de hierros y caspa”.

Resistente, sin esconderse, prenda de su propia ternura, de su voz fuerte y rotunda, de su aspecto entre fiero y frágil.

“Fui al metro decidida a matarme, pero al ir a sacar el billete ligué, hy en vez de tirarme al tren me tiré a la taquillera”. Gloria Fuertes

Bendita, bella, valiente y poetisa de amplia trayectoria . . . ¡Memoria para Gloria Fuertes!.

“No tenía más que un traje, un cuaderno y mucho miedo de que se gastara el lápiz”.

 

Torre del Mar febrero – 2.017

2389332 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO