Asociación de Vecinos de El Palo

El Copo Digital Actualidad

Cultura
La pintura más comprometida de Botero llega a Sevilla
Son 67 óleos y dibujos que retratan la violencia que sufre Colombia

07/05/2008.

Los lienzos más comprometidos de Fernando Botero, el pintor más internacional de Colombia, llegaron ayer a Sevilla. La muestra Botero, una mirada diferente reúne 67 obras que el artista realizó entre 1999 y 2004 como respuesta a la violencia que asola su país.

Los lienzos más comprometidos de Fernando Botero, el pintor más internacional de Colombia, llegaron ayer a Sevilla. La muestra Botero, una mirada dife

Los lienzos más comprometidos de Fernando Botero, el pintor más internacional de Colombia, llegaron ayer a Sevilla. La muestra Botero, una mirada dife

Los lienzos más comprometidos de Fernando Botero, el pintor más internacional de Colombia, llegaron ayer a Sevilla. La muestra Botero, una mirada diferente reúne 67 obras que el artista realizó entre 1999 y 2004 como respuesta a la violencia que asola su país.

La noticia en otros webs

Son 25 óleos y 42 dibujos que el pintor, de 75 años, cedió al Museo Nacional de Colombia y que reflejan, en palabras del también artista sevillano Juan F. Lacomba, "las influencias de los grandes maestros como Rafael, Velázquez, Ingres, Goya o Picasso". Revisar la Historia del Arte como fuente de inspiración es algo que el pintor colombiano ha hecho a lo largo de toda su carrera; sin embargo es en estas obras en las que Botero se compromete por primera vez con una causa social.

"La muerte aparece triunfante en la mayoría de las obras, trabajos que reflejan un profundo conocimiento de la Historia del Arte", precisó F. Lacomba, quien se ha encargado del montaje en el Centro Cultural Cajasol. La exposición, que estará abierta hasta el 30 de junio, ha pasado ya por otras ciudades españolas como Valencia, Murcia o Las Palmas. Además ha estado en Brasil, Argentina, Panamá, Perú y Ecuador.

"Yo estaba en contra de ese arte que se convierte en testigo de su tiempo como arma de combate. Pero en vista de la magnitud del drama que vive Colombia, llegó el momento en el que sentí la obligación moral de dejar un testimonio sobre un momento tan irracional de nuestra historia", escribió Fernando Botero en 2001. El artista, que no ha podido viajar a Sevilla en esta ocasión, donó 27 dibujos y 23 óleos al Museo Nacional de Colombia en 2004, a los que añadió más tarde 15 dibujos y dos lienzos. Y lo hizo, según sus palabras, porque "no se puede comercializar el dolor de Colombia".

Para Juan F. Lacomba se trata de un artista "muy erudito" que ofrece constantes y "sutiles" referencias en sus obras. En El paisaje de Colombia, un óleo de 2004, un esqueleto aparece sosteniendo la bandera del país y pisando cadáveres atravesados por las balas. "Es una clara alusión a El triunfo de la muerte, de Brueghel. Es una obra muy dura, con un gran sentido trágico", comenta F. Lacomba, quien además de esta obra señala Viva la muerte y Madre e hijo entre las más significativas del conjunto.

En Viva la muerte un esqueleto que lleva la banda presidencial colombiana aparece sentado sobre un ataúd. Junto a él hay más ataúdes. La pintura, es para el autor del montaje, una obra "muy barroca influenciada por la tradición hispánica y caribeña". Junto a ambas aparece una frase del mismo Botero: "Colombia me duele horriblemente".

El artista colombiano, uno de los pintores vivos suramericano más cotizado internacionalmente, presenta también una visión muy particular de la maternidad. "En Madre e hijo ha creado una iconografía totalmente nueva. Las dos figuras son esqueletos, es la muerte que pare más muerte", apunta Lacomba, quien destaca también la enorme calidad de sus dibujos.

2521091 visitas. Asociación de Vecinos y Vecinas de El Palo © 2017. Info. legal
Diseño web AgeO